Manizales in the world (parte tercera)

Artikulu hau gazteleraz idatzita dago.

En cuanto a la exhibición de espectáculos me permito realizar un pequeño resumen que sirva como apunte y muestra de lo que ha sucedido este año en el festival.

Romeo y Julieta de AramburoCompañía: Kiknteatr (Bolivia).
Diego Aramburo, Premio Nacional de Teatro en Bolivia, es el director de la compañía y director de este espectáculo que plantea de una manera directa y muy contemporánea ¿cómo es el amor hoy día?, ¿cómo son los adolescentes?, ¿cómo se vive el romanticismo?. Todas estas preguntas son el punto de partida de un trabajo extremo y radical.

La Mitad de Dios, dramaturgia y dirección de Gabriel Calderón. Compañía: Comedia Nacional (Uruguay).
La Comedia Nacional es el único elenco teatral público que existe en Uruguay y una de las compañías de actores más antiguas de América. Han confiado, en esta puesta en escena, en Gabriel Calderón, un revulsivo del teatro uruguayo, un fenómeno latinoamericano llamado a marcar un antes y un después en el teatro mundial. Gabriel, que ronda los treinta, es integrante y cofundador de la compañía uruguaya COMPLOT. Ha creado espectáculos tan importantes como Muñequita o EX. Premio Nacional de Teatro en Uruguay, Premio a Jóvenes talentos…Miembro del Lincoln Center Theater y artista residente del Théâtre des Quartiersd’Ivry en París. En La Mitad de Dios se atreven a cuestionar el papel de la Iglesia Católica en el mundo y su actitud ante los problemas reales que amenazan a las personas hoy en día. Lo hacen con una actitud crítica hacia la Institución no en lo coyuntural sino en lo estructural. Conceptualmente radical, formalmente impecable. No exento de realidad, sensatez y valentía.

Morir de amor, dramaturgia y dirección de Jorge Hugo Marín. Compañía: La Maldita Vanidad (Colombia).
La Maldita Vanidad fue creada como un laboratorio de artistas jóvenes que presentan sus propuestas en espacios no convencionales. El espectador se convierte en un voyeur. Jorge Hugo Marín, nacido en Medellín, es Maestro en Arte Dramático de la Universidad de Antioquía además de actor, dramaturgo y director de escena. Morir de amor se representa en la casa familiar en la que se improvisa un velatorio ante la repentina muerte de uno de sus miembros. El público se convierte en asistente al velatorio en el que se evidencia la incomunicación, la evasión y los tabúes en el núcleo familiar. Se hacen visibles conductas y conflictos que en la sociedad se tiende a ocultar e ignorar. No por ello, dejan de existir o desaparecen.

Han pasado más de cuarenta años y el Festival de Manizales ha ido adaptándose a la realidad sociocultural y política latinoamericana para seguir aportando y cuestionando lo que las Artes escénicas son y lo que deberían ser en la Sociedad. El compromiso, la colaboración y la honestidad son el camino marcado por un Festival fiel a su historia, consciente de su presente y autocrítico con el futuro. Consciente que puede aportar una luz desde el encuentro y la cooperación para incidir positivamente en los años venideros. Sin perder el Norte, un Norte colombiano, verde y puro que hay que preservar. Manizales y su festival ponen las pilas a los locos por las artes escénicas. Colombia ayuda a encontrarte una y otra vez con Latinoamérica, con sus gentes, con su sentir, con la verdad de un mundo que casi siempre nos lo cuentan de una manera muy distinta a como realmente es. Dedico este artículo a Manizales, a esas gentes que han mirado a Latinoamérica con la admiración que merece, a los que son capaces de contrastar sus ideas con otras sensibilidades y culturas para avanzar y mejorar. Y dedico este artículo a la manizaleña de mi corazón.

Manizales, el festival más antiguo del continente, sigue siendo una gran fiesta teatral que ha celebrado por partida doble, sus 45 años de existencia y su edición número 35 tanto en sala como en las calles. Las salas y teatros de la ciudad llenos de público y de público joven: España, Turquía, México, República Dominicana, Brasil, Bolivia, Ecuador, Chile, Colombia, Euskadi y como ciudad invitada, Montevideo, declarada Capital Iberoamericana de la Cultura 2013. En las calles una carpa de circo, epicentro de la programación de espacios abiertos que ha discurrido paralelamente por las principales plazas de Manizales. El año que viene será la 36. ¡No se lo pierdan!

Artez aldizkariko 86 eta 87. orrialdeetan argitaratutako artikuluaren hirugarren zatia

 

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko.