26

Abu / 2020

Otra vida por vivir, Theodor Kallifatides

Autorea: juaninger

Otra vida por vivir, Theodor KallifatidesOtra vida por vivir, Theodor Kallifatides

Galaxia Gutenberg, 2019

153 páginas, 13,77 €, ebook 8,54 €

ISBN 97884174747152

Post hau gaztelaniaz dago.

Es un hecho que más tarde o más temprano el ser humano debe enfrentarse a sí mismo y a su destino. Son momentos de reflexión y de decisiones.

La jubilación – del latin iubilum o grito de alegria- es una de las etapas de la vida mas anheladas cuando uno se va “poniendo viejo” que decia Milanés. Pero cada uno se sitúa y transita por ella como puede o como le dejan. De por sí difícil, ¿qué sucede cuando el sujeto no es otro que un escritor?

Nuestro hombre, Theodor Kallifatides, se ha ganado la vida traduciendo al sueco las obras de los clásicos griegos y escribiendo en sueco -su lengua de adopción- sus propios textos. Un poco como de puntillas, como pidiendo perdón a unos y a otros. Pero una mañana no fluye el agua, el río de su creatividad se ha secado, ya no hay más.

Gran dilema … ¿A qué dedicarse si su gran pasión es su oficio?¿Debe insistir en sus rutinas día a día aunque resulten fallidas cual un Sísifo moderno?

Kallifatides utiliza este suceso -vende su estudio, su guarida, su lugar de creación- para hablarnos de la pulsión de escribir, de sus ritmos y lances, y, por extensión, de su actitud ante la vida, ante los cambios, ante las pérdidas y las renuncias.

Griego en Suecia, es testigo de los nuevos aires en Europa, de los malos vientos que rodean a los griegos -los considerados como los vagos y pensionados de Europa- en una Suecia que empieza a vender su estado del bienestar al mejor postor resquebrajando sus bases democráticas, el ascenso de los partidos de ultraderecha. Y que decir de Europa… “Si Europa pusiera de su parte, habría lugar para todos. Pero Europa quería su dinero” pag.47.

Desencantado, pero resistente, nos habla de su llegada, de su pareja de toda una vida, de esa infancia en Grecia y de su primer amor .. instantes que llaman a la puerta ahora en su vejez.

Relato intimista, relajado, suave, que toca en el lector la fibra del sentimiento, de la orfandad, de la añoranza, de los mimbres que conforman al ser humano.

Una delicatessen que nos llena el corazón de gozo y un cierto optimismo mientras acompañamos a este cuasi octogenario en su retorno real a sus raíces, a esa Grecia que huele a pobreza y que siente tan presente como sus canas o el dolor de rodilla de su amada.

Un placer señor Kallifatides.

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude