12

Dic / 2012

Los hombres te han hecho mal, Ernesto Mallo

Autor: juaninger

Ernesto Mallo
Los hombres te han hecho mal: el tercer caso del comisario Lascano
Siruela , 2012
187 orrialde, 16,95 € Kindle 7,99 €, Epub 7,99 €
ISBN 9788415723349

 

El comisario Lascano, el “Perro” Lascano: jubilado (más bien le jubilan porque a más de uno y de dos le estorban su dedicación y su decencia), policía de toda la vida, cínico, con un pasado ligado a la dictadura, que no ceja hasta aclarar los casos en los que se ve envuelto.

El caso: una millonaria lo contrata para saber que fue de su hija y de su nieta.

Ambiente:la prostitución, la trata de personas. Una sordidez absoluta.

Los “tipos humanos”: burócratas, jueces, funcionarios de cuello blanco inmersos en esa red de trata y los sicarios, las madames, los que llevan los “paquetes” –carne fresca para el negocio-, los chulos…que son el aspecto más bajo y sucio de esa realidad.

Mallo no hace concesiones y la narración es a la vez fría, casi quirúrgica,  de una presentación descarnada del submundo de la prostitución en su más baja categoría pero por otra parte logra que algunos de los personajes conserven algo de humanidad.

Muy interesante es la forma de narrar: una tercera persona nos va contando los hechos y, en otra grafía y sin diferenciar los personajes, se intercalan los diálogos, la acción.
Al principio es un poco díficil de seguir por esta estructura formal –a ello hay que unir los “modismos bonaerenses”-, pero tiene un ritmo muy vivo y no hace concesión alguna: los ajustes de cuentas en la cárcel, los tejemanejes de los jueces para dejar al margen a los jefes del cotarro, la madame  destrozada por la vida, que solo busca sobrevivir, las chicas nuevas atemorizadas, mudas, sin saberse explicar lo que está pasando, los “ablandadores” de chicas –sin comentarios-…

Pero Lascano, con una empatía y un tesón encomiables se moverá entre unos y otros, sin hacer ruido, pero resolviendo todas las situaciones que le salen al paso.
Y tambien hay un hueco para el amor: Eva se entera que Lascano sigue vivo y moverá ficha.

En resumen, el caso en sí es interesante, pero aún lo es más el retrato que hace de los tipos y las costumbres en el mundo de la trata de blancas, de la corrupción más descarnada, de la humillación y la negación del otro.
El perro Lascano se sale una vez más con la suya y nos demuestra que la gente cabal puede, de algún modo, poner palos en la rueda de un destino cruel.

Se adjunta el enlace al vídeo de presentación con el autor.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *