29

Urr / 2018

Mary Shelley: protagonista de la Semana de Cine Fantástico y de Terror

Autorea: jmiguel

Por Jone Martinez

Este año celebramos la 29ª Semana de Cine Fantástico y de Terror con una anfitriona de lujo. Conmemorando el 200 aniversario de la gestación de la obra Frankenstein o El moderno prometeo, el hilo que conducirá la semana será su autora Mary Shelley. Su presencia, no es para menos: Frankenstein supuso un antes y un después en la historia de la literatura universal. Con este libro se dio pie a lo que hoy conocemos como ciencia ficción y su obra ha sido utilizada para numerosas películas, como podremos ver en el Teatro Victoria Eugenia.

Mary Shelley vivió en un entorno privilegiado. Su madre fue Mary Wollstonecraft, la que es considerada la primera feminista de la historia, ya que publicó en 1792 Vindicación de los derechos de la mujer. Y su padre era William Godwin, escritor, ensayista y pensador inglés. Desgraciadamente, su madre murió al poco tiempo de que ella naciera y fue su padre el encargado de educarla. Le inculcó los valores que su madre defendía y a menudo tenía acceso a su biblioteca, por lo que nuestra autora bebió de los grandes clásicos. Su apellido “Shelley” viene de su matrimonio con Percy Bysshe Shelley, escritor, ensayista y poeta romántico. Asimismo, mantenía una gran amistad con Lord Byron, el famoso poeta inglés y una de las mayores personalidades del movimiento romántico.

Frankenstein es profundamente interesante porque abarca muchos temas y porque sus diferentes lecturas son casi infinitas. Por un lado, fue escrito en las fases tempranas de la revolución industrial, en una época donde los avances científicos se improvisaron exponencialmente. A raíz de esto, la obra trata el tema de la responsabilidad de la ciencia y el deseo por el ser humano a jugar a ser dios, transformando a la naturaleza. El doctor Victor Frankenstein crea una criatura sin tener en cuenta las consecuencias que iba a tener eso en la humanidad. La responsabilidad moral sobre su creación y las hazañas de su criatura lo atormentará hasta su muerte.

Por otro lado, la obra tiene una lectura estrechamente relacionada con la filosofía de Rousseau. El autor francés desarrolló la hipótesis del buen salvaje: el estado de naturaleza del ser humano no es la causante de los males. Todos los males tienen su origen en la organización social, que pervierte la inocencia primigenia. Y esto es lo que le ocurre a la criatura del doctor Frankenstein. La criatura nace inocente y sin prejuicios. Sin embargo, el contacto con la sociedad, y el rechazo de esta hacia él, lo convierten en el monstruo.

Como pueden ver, las lecturas que la obra de Mary Shelley puede tener son infinitas. Y no solo eso, la importancia y la fama del libro, también recae en que son temas actuales en cualquier periodo de la historia, y con mayor importancia en nuestra época. Por ello, la Semana de Cine Fantástico y Terror, gracias a Mary Shelley, en parte, tratará temas muy diversos.

Utzi erantzuna

Zure e-posta helbidea ez da argitaratuko. Beharrezko eremuak * markatuta daude