31

Ago / 2015

Adicciones y fantasmas digitales

Autor: arantza

En el enjambre

Si a Kafka le parecía que la carta era un medio de comunicación inhumano, no se que pensaría de los actuales fantasmas digitales : Twitter, Facebook, el teléfono inteligente, el correo electrónico, las Google Glass …

Byung-Chul Han, filósofo y profesor en la Universidad de Berlín analiza en su libro titulado “En el enjambre” muchos aspectos de la sociedad digital. No es un libro fácil. Es conceptual. Pero si es interesante para las bibliotecarias y bibliotecarios ya que para crear la biblioteca de la era digital tenemos que entender el inconsciente digital.

Fantasmas digitales

A Kafka no le gustó la carta como medio de comunicación porque establecía una relación no presencial. La sociedad de Internet produce fantasmas y virus. La comunicación digital es viral. Lo decimos de forma positiva, pero en realidad al hablar de virus deberíamos de pensar en epidemias, en pandemias. La difusión de la información es incontrolable.

El modo de proceder de lo digital es adictivo. Michel Butor, escritor conocido por la novela “la modificación” dice que en Europa hay una crisis literaria.  Hay un aluvión de publicaciones, pero no se produce nada nuevo. Se produce ruido.

De la acción al tecleo

El homo digitalis no actúa, teclea. Nos hemos liberado de las máquinas de la era industrial que nos esclavizaban y explotaban para abrazar los nuevos aparatos digitales. Una nueva forma de esclavitud. Una forma de esclavitud muy eficiente.

Podemos estar de vacaciones y seguimos conectados. Todo lugar se puede convertir en un lugar de trabajo. En la era industrial había que desplazarse al lugar de trabajo. En la actualidad no es necesario. El aparato digital hace móvil el trabajo mismo. Los teléfonos inteligentes que prometen libertad hacen que tengamos una relación obsesiva, adictiva con estos aparatos.

En el periódico “Noticias de Gipuzkoa” del 8 de agosto del 2015 he leído que el 30, 4% de los vascos se considera adicto al móvil. Somos en el ranking de adictos españoles los terceros.

Si hasta los medios de comunicación tan proclives a las redes sociales nos alertan sobre las drogas tecnológicas, escuchemos y leamos a autores como Byung-Chul, Han.

Al menos en vacaciones recuperemos el espíritu cuyo medio es el silencio. Cuanto ruido en esta sociedad digital.

Byung-Chul Han habla además de la sociedad de la indignación, de la huida a la imagen, del sujeto al proyecto, del cansancio de la información, del ciudadano al consumidor, de psicopolítica.

Que este post veraniego os lleve a la fuente a Byung-Chul, Han.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *